Saltar al contenido
Conejos Enanos

Cuidados Conejos Enanos

Cuidados Conejos Enanos

Cuidados Conejos Enanos

Si quieres aprenderlo todo sobre el Conejo Enano puedes leer este artículo que te dejaré aquí abajo, tan solo pulsa la imagen en la que aparecen conejitos.

Cuidados Conejos Enanos

El conejo enano es como su nombre indica… ¡superpequeño! El peso de los conejos enanos adultos puede variar según la raza. Puede oscilar entre los 800g-1kg de un ejemplar de Netherland dwarf hasta los 2,380kg de un dwarf lop. Su aspecto es realmente adorable gracias a sus orejas cortas y redondeadas, su nariz chata y su cuerpo reducido. Además, tiene un pelo muy, muy suave que invita continuamente a las caricias. Importante: cuando queramos cogerle para acariciarle o sacarle de la jaula, tendremos que hacerlo con mucho cuidado ya que sus huesos pueden fracturarse fácilmente.

El enanismo de estos animales se debe a un mal funcionamiento de la hipófisis, responsable de generar la hormona del crecimiento. Al producir cantidades insuficientes de esta hormona, el animal nace sano pero enano.

Este lagomorfo, que no roedor, tiene un carácter un tanto independiente y para que no se aísle demasiado es conveniente acostumbrarle a nosotros. Dedica unos minutos de tu día a jugar con él y darle algún premio. Busca en tiendas de mascotas juguetes para conejos enanos para que se entretenga mientras tú no estés en casa. Estos juguetes deberán ser específicos para ellos ya que tienden a morderlo todo y podrían sufrir un accidente.

Aunque en la naturaleza del conejo está el ser miedoso, pues se trata de una presa, lo cierto es que los que son mascotas no tienen por qué serlo. La clave es que haya sido correctamente socializado durante su infancia. Si lo llevamos a una casa con otras mascotas como perros y gatos, deberemos pedirle consejo a un experto para hacerlo bien. Lo mismo ocurre si el conejo ya vive con nosotros y el nuevo es otro animal.

La jaula del conejo enano deberá estar en un lugar tranquilo para que la mascota no sufra ningún sobresalto. Al igual que un ambiente ruidoso es perjudicial para él, uno que tenga corrientes de aire o le dé el sol a plomo le vendrá mal. Ojo con la jaula, no la adquieras muy pequeña porque este animal es activo (más que sus hermanos mayores, los conejos comunes) y necesitará espacio para moverse además de que lo saques a diario de ella para que salte libre. Si tienes acceso a un jardín, sería perfecto.

¿Te gustaría saber más sobre este pequeño animal? No te pierdas esta galería de fotos con muchas curiosidades e información interesante sobre sus cuidados.

¿Por qué son enanos?

Según ASNAC (Asociación Nacional de Cunicultura Familiar), el enanismo no se debe solo al pequeño tamaño sino que a este tipo de conejos no les funciona bien la hipófisis produciendo, por tanto, una insuficiente cantidad de la hormona del crecimiento, lo que provoca la formación de ejemplares viables pero con características propias del enanismo.

Tienen buen carácter

Los conejos enanos suelen ser cariñosos, dóciles y de carácter amigable. Necesitan un buen ambiente en casa para no desarrollar conductas indeseadas como el miedo o la agresividad. Son nerviosos.

No a la arena para gatos ni a la paja seca

Depende de las características del animal (tipo de pelo, tamaño, si es muy mayor, si tiene problemas óseos…) la base de la jaula será de un material u otro. La paja seca no es recomendable ya que se pudre y no absorbe el orín. Tampoco debe usarse la arena para gatos. Se recomienda el serrín de corte grueso, la fibra de coco, los pellets de madera, de papel… Lo ideal es probar las opciones disponibles en el mercado hasta dar la más adecuada para el peludo.

Son muy limpios

Los conejos enanos son animales muy limpios por lo que si observas que el animal está sucio o su pelo presenta calvas, caspa o no es tupido ni brillante, es posible que esté enfermo. Llévalo a un veterinario.

Veterinario de exóticos

Lleva a tu mascota a un veterinario especializado en este tipo de animales, es decir uno de exóticos.

Sensibles al calor y al frío

Cuidado con dónde dejas su jaula, evita que le dé el sol a plomo y las corrientes de aire. Los conejos enanos son muy sensibles tanto a las temperaturas altas como a las bajas.

Pueden aprender

Los conejos enanos son capaces de aprender a hacer sus necesidades en un sitio concreto de la jaula. Para ello, destina un pequeño cajón dentro de la jaula. Impregna un trocito de papel con su orina y ponlo donde quieras que haga pis, aprenderá.

Los conejos enanos son más activos

Los conejos enanos son más activos que los de talla normal por lo que necesitarán una jaula de un mínimo de 4 metros cuadrados para estar cómodos. Elígela sencilla, sin mucho recoveco y con un fondo sin barrotes o podría lastimarse sus delicadas patas.

No se desarrollan hasta los 3 meses

Los conejos enanos no se desarrollan sexualmente hasta que no alcanzan los tres meses de edad.

Sistema digestivo delicado

Los conejos enanos poseen un sistema digestivo delicado y tienden a la obesidad. Cuida al máximo su alimentación, el 80% de ella debe estar compuesta de heno y el otro 20% de pienso especial para conejos, verduras y frutas permitidas.

Son muy territoriales

Los conejos enanos son animales muy territoriales por lo que no aceptarán de buen grado a otros conejos que puedas llevar a casa.

Mejor que sean de distinto sexo

Si tu intención es hacerte con dos conejos enanos, lo ideal es que sean de sexos diferentes y si no te vas a hacer cargo de la camada, esteriliza. Si juntas a dos machos, se pelearán todo el rato y si optas por dos hembras, una querrá dominar a la otra y acabarán a la gresca.

Hay que sacarlos de la jaula

Los conejos enanos deberían salir un ratito cada día de su jaula, por muy espaciosa que sea esta. De lo contrario, podrían sufrir estrés o incluso autolesionarse con los barrotes de la jaula. Siempre que la mascota salga de su jaula, debe estar vigilada por alguien y sin presencia de otros animales como perros o gatos.